Marcas

El jinete de Ralph Lauren no se caerá del caballo


La multinacional norteamericana Ralph Lauren no ha permitido que su jinete se caiga del caballo. En 2006, la empresa de Florida Thread Pit, Inc solicitó el registro de esta marca con la intención de serigrafiar en sus camisetas una “particular” interpretación del famoso jinete del diseñador neoyorquino. La actuación de Ralph Lauren puede parecer exagerada a los defensores más radicales de la libertad de expresión, entre los que me encuentro. No obstante, las marcas de lujo no pueden permitirse correr riesgos cuando se trata de proteger su valor más preciado: su reputación.

Con este objetivo en mente, Ralph Lauren solicitó la cancelación de la marca por dos motivos. El primero, la existencia de riesgo de confusión que, atendiendo a la sección 2(d) del US Trademark Act, se produce cuando los consumidores pueden confundir el origen de los productos (fabricante) o pensar que existe una relación de asociación entre las empresas que usas las marcas en conflicto. El segundo motivo alegado por Ralph Lauren era el riesgo de dilución de su marca. Según la sección 43(c) del US Trademark Act, existe riesgo de dilución cuando el uso o registro de una marca puede afectar negativamente la distintividad o reputación de una marca renombrada o notoria.

A la izquierda vemos se puede observar la parodia del logo de la marca norteamericana, aquí a la derecha de la imagen

Comparación de la imagen paródica que suscitó la controversia y el logo original

Como era de esperar, la defensa de Thread Pit se basó en la existencia de una parodia, manifestación de la libertad de expresión y argumento habitualmente aceptado por los tribunales estadounidenses en el campo de los derechos de autor. Esta compañía alegó que su marca era una parodia de la élite social que normalmente asociamos al deporte del polo y que, por ello, un jinete cayendo del caballo sólo debería ser visto como una parodia de esa élite y de su lujoso estilo de vida. Sin embargo, la Sección de Apelaciones de la Oficina de Patentes y Marcas estadounidense consideró que sí existía riesgo de confusión entre los símbolos enfrentados, negándose a admitir la parodia como una defensa: “El derecho del público a usar palabras en lengua inglesa en un sentido humorístico o paródico no se extiende al uso de dichas palabras como marca si dicho uso y/o registro entra en conflicto con el uso y/o registro anterior de una marca sustancialmente idéntica”.

Curiosamente, la Sección de Apelaciones ni siquiera entró a considerar el riesgo de dilución de la marca Ralph Lauren, una vía de defensa que los tribunales europeos sí han considerado en relación con otras marcas de lujo (Sentencia del Tribunal de Justicia de la UE de 12 de julio de 2011 (L’Oréal v. eBay) y que, en nuestra opinión, hubiese sido más adecuada en este caso. Después de todo ¿alguien puede pensar que las camisetas que Thread Pit vendía a 6 dólares estaban fabricadas por Ralph Lauren?

Anuncios

2 pensamientos en “El jinete de Ralph Lauren no se caerá del caballo

  1. Pingback: Pirate Bay no tiene sentido del humor « Derecho y moda

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s