Copyright/Diseños

Inspiración o Copia: Cuidado con lo que encontramos en Internet


El límite entre la inspiración y la copia me parece el área más complicada e interesante para los que nos dedicamos a la propiedad intelectual. Además, en la industria de la moda la dificultad crece aún más a causa de una larga, larguísima tradición de tolerancia a la “inspiración”. Pero ahora entra en juego un nuevo factor: la búsqueda de inspiración en Internet. Cuidado, cuidado.

Hasta ahora, la “inspiración” o “copia” venía centrándose en el diseño de un modelo en cuestión, normalmente, creado por una carísima y reputada firma de moda. El “follower” se limita a introducir variaciones mínimas que ya no nos permiten hablar de copias “exactas”. Una visita a El ataque de los clones puede resultar muy ilustrativa para entender a que tipo de “modificaciones” me refiero. Veamos uno de sus ejemplos:

Imagen

(c) El ataque de los clones

En general, los consumidores suelen aplaudir estas prácticas, entendiendo que se trata de una especie de democratización de la moda. Por su parte, los tribunales tampoco parecen estar dispuestos a castigarlas a menos de que se trate de reproducciones prácticamente idénticas. De hecho,incluso la doctrina jurídica nos dice que en realidad, los clones son los que hacen que la moda avance, los que fuerzan a los creativos a crear cada vez más y más deprisa. Tengo mis dudas al respecto.

Pero esta tolerancia a la inspiración ha dado un giro inesperado en los últimos meses tras las acusaciones vertidas sobre Inditex y Mango. ¿Por que? Por cambiar su foco de inspiración de las grandes firmas a Internet. Primero fue Inditex, acusada de lanzar una línea de camisetas serigrafiadas con las fotografías de varias blogueras de moda tomadas de Beware of my heels (Michele Krüski) o Miss Pandora (Louise Ebel), entre otras.

Fuente: blogs.elpais.com

Fuente: blogs.elpais.com

Luego vino Mango, acusada de utilizar una obra que el fotógrafo Tuana Aziz publicó en Instagram en el estampado de unas camisetas:

Fuente: Huffingtonpost.es

Fuente: Huffingtonpost.es

Y ahora… ¿Inspiración o plagio? Si analizamos este caso desde una perspectiva de derechos de autor, podría defenderse que estamos ante supuestos de “inspiración” ya que como podemos observar, no existe una reproducción exacta de las fotografías en cuestión. Por lo tanto, Inditex o Mango estarían dentro de los límites habitualmente tolerados en el ámbito de la moda, ¿no? 

Entonces ¿Por qué nos indignamos tanto? ¿Por qué se está acusando a Inditex y a Mango de “robar”? Muy sencillo, porque ahora no se trata de inspirarnos en las “grandes firmas de moda” sino de no pedir permiso al “usuario”. El ataque al “pequeño” despierta automáticamente la solidaridad de cientos de blogueros indignados por el hecho de que no se reconozca su trabajo. Personalmente, creo que es difícil explicar que a todos nos molesta que no nos pidan permiso para utilizar nuestras creaciones, seamos quien seamos.

En este caso además, Inditex y Mango lo tenían más difícil por una sencilla razón: No estamos en el ámbito de los derechos de autor, sino en el del derecho a la propia imagen de las blogueras. Tratándose de un derecho fundamental, es más que probable que los tribunales se hubiesen inclinado a favor de las blogueras y de la modelo retratada por Aziz.

Pese a lo que algunos quieran pensar, estoy segura de que ni Inditex ni Mango eran conscientes del “origen” de las polémicas serigrafías de sus camisetas. Más a menudo de lo que pensamos, la infracción de derechos no se produce de forma consciente. Las grandes empresas de moda pueden tener diseñadores en plantilla y también pueden recurrir a diseñadores free-lance cuyo trabajo no controla al cien por cien. En este caso, creo que los diseñadores buscaron la “inspiración” en Internet sin saber que este tipo de conductas pueden traernos muchos problemas. Por eso, siempre  resulta recomendable que nuestros diseñadores y colaboradores tengan unos conocimientos legales básicos. No se trata de convertirlos en abogados, sino de explicarles lo que pueden o no pueden hacer.

Yo además, me declaro una gran fan de las dos compañías y por lo tanto, estoy dispuesta a pensar bien. Simplemente, hay cosas que escapan a nuestro control y, por lo tanto, lo único que podemos hacer es corregir nuestros errores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s